ActualidadArtículos

Manu Cedrón se acerca a Lugo y al Lugo

por Ramón Rivas 4 enero, 2017
Tiempo de lectura: 3 minutos

Antes o después, es inevitable que el Deportivo Lugo empiece a pensar en un relevo para la portería del Anxo Carro. Con dos porteros que superan ampliamente la cifra de los 35 años, y con la duda de si José Juan renovará su contrato para seguir unido a la entidad rojiblanca más allá de esta temporada, los jóvenes guardametas ligados a las categorías inferiores del club deben estar muy preparados y mostrar sus aptitudes cada 7 días si quieren optar a ocupar alguna de las plazas que puedan quedar libres en el primer equipo.

Con Pablo Cacharrón como titular en el filial y el ex del Ribadeo Javi Liz como segundo espada, el tercero en discordia, el que se ha tenido que buscar el pan lejos de la ciudad amurallada, es Manu Cedrón. Con la llegada de la nueva directiva y de Toni Otero, que era quien realmente tenía potestad para mover a los jugadores, se decidió que Cedrón iría cedido a la Unión Deportiva Somozas junto a Julio Camba, Serge Leuko y Mario Barco; grupo al que en la segunda vuelta se sumarían Dani Pedrosa y Keko Vilariño. Sin embargo, el joven guardameta no tuvo mucha suerte cuando Stili le confió la titularidad y, tras perder la confianza del técnico, terminó por pasarse casi toda la temporada a la sombra de un Javier Mandaluniz que, dicho sea de paso, es todo un porterazo.

Manu Cedrón, con el Compostela frente al Lugo en pretemporada. Xabi Piñeiro.

 

Terminó el curso, en Lugo también hubo cambios, y entonces se apostó por una nueva cesión para Manu Cedrón. Esta vez en una institución de más calado que la UD Somozas, pero que por circunstancias del fútbol se encontraba y se encuentra una categoría por debajo. En Compostela, la previsión era que el chico fuese titular, acumulase autoconfianza y minutos de calidad para así continuar con su progresión y, una vez en junio, hacer balance de su crecimiento y tomar decisiones al respecto. Sin embargo emergió el canterano Lucas, que logró convencer a Yago Iglesias y apenas dejó espacio para el jugador propiedad del Lugo hasta bien entrada la primera vuelta de la competición. Como esta situación no convencía ni era beneficiosa para ninguna de las partes, se decidió ponerle fin.

La rueda del fútbol nunca para de girar, y en esta ocasión fue la salida del portero Javi López del Castro rumbo al Escairón lo que abrió una ventana más que interesante para Manu Cedrón. En Castro, más cerca de Lugo y en un equipo que también milita en la Tercera División, Manu deberá demostrar, ahora por fin, que tiene el nivel y la calidad suficiente para imponerse a Yebra y ser un activo importante dentro del equipo lucense a la hora de afrontar el desafío más importante de la temporada, que no es otro que evitar el descenso de categoría. Las piezas del puzzle están encajadas, y ahora es su turno, su hora de demostrar que puede rendir a gran nivel y sorprender a la secretaría técnica encabezada por Emilio de Dios, que lo estará observando con lupa.

Imagen principal: Alberto López, La Voz de Galicia.

Comparte:

Deja un comentario