Artículos

Cita con Boskov: ‘Fútbol es fútbol’

por Denís Iglesias 27 marzo, 2018

Para la mayoría de los futbolistas, comparecer tras un partido, sobre todo si el resultado ha sido negativo, es un suplicio. No comprenden que ese pequeño discurso es obligado por su profesión pública, aunque no aparezca de modo explícito en su contrato. Lo que sí les encanta es poner coletillas como “resistiremos”, “+3” y diversos emoticonos en las redes sociales. Es la mínima retroalimentación con la que uno queda conforme. Estos muchachos sienten o pad(r)ecen. 

Por eso a cualquiera se le saltan las lágrimas cuando uno de los jugadores, a los que acompañamos tan frecuentemente con palabras como ídolo o mito, reflexiona con una cita. Aunque sea de Los Simpson. La satisfacción es mayor cuando la referencia es hacia otro compañero de profesión o del mundo del fútbol. Algo que niega esa paradoja que muchos se empeñan en defender: “Yo no veo fútbol. No leo los periódicos”.

Tras el punto amargo conseguido por el Lugo ante el Real Valladolid, Roberto Fernández, que ya no es un teenager, puso en Twitter: “Como dijo Vujadin Boskov: ‘Punto es Punto’. Hoy más que nunca, hay que sentirse orgullosos del trabajo y del sacrificio del equipo. Y de una afición que nos ayudó todo el partido a pesar de un día invernal. Seguimos luchando juntos”. Un mensaje corto pero áureo, para contentar a todas las partes implicadas en el universo fútbol.  Y es que nadie como Boskov para dar citas categóricas, sin retruécanos.

Vujadin Boskov fue un futbolista y entrenador serbio autor de citas célebres como “fútbol es fútbol”. Lo suyo eran las sentencias. Podrían resultar a veces demasiado simples, pero han sido consignadas por profesionales de muy diferente corte. Porque el “fútbol es fútbol” en el Anxo Carro, en La Romareda, el Santiago Bernabéu o en el Molinón. En estos tres últimos estadios estuvo Boskov como entrenador entre 1979 y 1984. Fue cuando entrenaba al Real Zaragoza, recién aterrizado en España, cuando pronunció esta frase.

“Empatar es mejor que perder, perder mejor que descender”

A esta le siguieron otras como “más vale perder un partido por nueve goles, que nueve partidos por un gol”, que Boskov dijo siendo entrenador del Real Madrid, tras perder ante el Bayern de Múnich por 9-1 en pretemporada. Un encuentro en el que los García Remón, Camacho, Santillana o Cunningham mordieron en polvo contra unos Breitner, Rummenige y Hoeness más rodados. La excusa fue el titular de la mayor derrota blanca de la historia, que entrenadores de diferente mucho usan hoy en día para tapar sus fracasos. Aunque los “más vale” vengan acompañados de otras derrotas similares.

Camacho, Juanito y Boskov

Camacho, Juanito y Boskov

Aunque pueda parecer lo contrario, Boskov era un adelantado a su época. Un entrenador que en su tiempo hacía primar la táctica por encima del físico sin más. Pero aún dejó una frase que se acopla perfectamente al partido contra el Real Valladolid, como un buen pincho de tortilla acompaña a una caña bien tirada. “Ganar es mejor que empatar. Empatar es mejor que perder. Perder es mejor que descender”. Por supuesto que podría haber sido un fracaso caer ante un equipo pucelano que lleva impregnado el ADN Luis César de arriesgar cuando no debe y acongojarse cuando la situación pide un paso al frente.

Ganar hubiera sido lo mejor ante el Real Valladolid, pero no descender es lo principal

Pero tras la expulsión de Luis Ruiz por doble amarilla y los dos goles anulados al conjunto visitante (el segundo de Toni Nadal era legal), el empate es mejor que la derrota. Y no por ello se pierde la cadena lógica que propone Boskov. Y es que haber aprovechado dos dejadas magníficas de Mario Barco a Campillo y Nicolás Albarracín hubiera sido fantástico. Ah, pero todo esto es muchísimo mejor que descender, que, hasta para un entrenador de alto rango como el serbio sabe que es el objetivo fundamental a evitar. Ten un Ferrari, haz lo que quieras, pero, por favor, no te salgas de la vía.

Son 48 puntos ya los que acumula un Francisco que sí es más dado a parafrasear y al diálogo, tanto con sus jugadores como con la prensa. Son 15 sobre el descenso que marca la Cultural Leonesa. La promoción sigue estando cerca, a dos puntos, pero con el semejante número de duelos directos y desde la undécima plaza, lo único claro aquí es que “el fútbol es fútbol” y que cada partido, como diría el propio Boskov, es “imprevisible porque siempre empieza cero a cero”. Lo demás, ruido y verborrea de salón.

Comparte:

Deja un comentario