ActualidadArtículos

BARCELONA B – CD LUGO: Victoria para seguir adelante

por Aarón Cabado Vázquez 25 septiembre, 2017

Tras caer eliminado en la Copa del Rey el pasado jueves, al Lugo le toca centrarse en exclusiva en el torneo de la regularidad. Si bien las dos últimas victorias, especialmente la conseguida ante el Zaragoza en la última jornada, habían generado un paroxismo de euforia en la hinchada albivermella, la derrota producida en La Romareda en el torneo copero ha servido para reducir ese optimismo exacerbado que entrañaba el riesgo de crear unas expectativas demasiado altas.

Es fácil dejarse llevar por la inercia de los acontecimientos, ya que al final la belleza del fútbol reside más en su parte emocional que en la racional. Sin embargo, es aconsejable evitar que ese componente pasional obnubile la razón: el Lugo debe ser consciente en todo momento de su propia identidad, de dónde está y de cuál es su objetivo.

Dicho esto, el cuadro dirigido por Francisco Rodríguez afronta el encuentro de hoy ante el Barcelona B con la intención de dar continuidad a su buena dinámica y regresar a tierras gallegas con los tres puntos bajo el brazo. Salvo sorpresa, el técnico almeriense compondrá el once titular con los mismos futbolistas que salieron de inicio en la última jornada, cumpliendo aquel aforismo de que cuando algo funciona lo mejor es no cambiar nada.

El juego plano y carente de desborde  experimentó una notable evolución de la mano del triunvirato de mediapuntas formado por Fede Vico, Campillo e Iriome.

Celebración del gol de Iriome. | Foto: LFP.

Ante el Zaragoza, el Lugo realizó su mejor encuentro de la temporada, no solo por la victoria sino porque dio un paso adelante a la hora de generar ocasiones de peligro. El juego plano y carente de desborde del que había hecho gala durante los primeros compases de la campaña experimentó una notable evolución de la mano del triunvirato de mediapuntas formado por Fede Vico, Campillo e Iriome. El propio Francisco hizo hincapié a lo largo de la pretemporada en que esperaba que esa segunda línea aumentase su aportación ofensiva tras un año a la sombra de Joselu, y lo cierto es que el inicio de temporada de todos ellos fue francamente dubitativo, con imprecisiones y cierta tendencia a desconectarse del juego. Sin embargo, la mejoría de todos ellos ha supuesto un salto de calidad para el Lugo. Fede Vico, limitado en la banda izquierda, actúa ahora por todo el frente del ataque, con más libertad para tirar diagonales y encarar portería con la zurda. Por su parte, Campillo ha mitigado las críticas gracias a sus buenas actuaciones en los últimos partidos, en los que ha adquirido un poco más de continuidad y se ha mostrado más acertado en tres cuartos. Y por último, Iriome le ha dado al equipo ese punto de tesón y perseverancia, además de anotar los dos tantos que supusieron las victorias ante Albacete y Zaragoza y que, por ende, han contribuido a diluir el nerviosismo surgido tras las dificultades del equipo para marcar goles en los tres primeros choques de la competición.

Última visita del Lugo al Miniestadi. | Foto: LFP.

A estas alturas de campaña, todavía no tenemos demasiado claro qué tipo de equipo es el Lugo de Francisco. El conjunto lucense tiene el propósito de dominar a partir del balón, pero tampoco se obsesiona con la posesión y sabe adoptar otros registros en función del contexto. Por eso es de esperar que ante el Barça B veamos a un Lugo más pragmático y vertical, que ceda la iniciativa a los locales y que intente aprovechar los espacios que los azulgranas puedan dejar atrás. Así, el desempeño del cuadrado formado por los centrales y los mediocentros albivermellos (Bernardo-Ignasi-Seoane-Azeez) se antoja vital a la hora de cortocircuitar al filial barcelonista e impedir que se sienta cómodo con el balón en campo lucense. Después, será tarea de los mediapuntas y de Fydriszewski poner en apuros a la zaga rival, que acostumbra a estar excesivamente expuesta.

Todo esto son hipótesis que luego pueden o no cumplirse. Lo que parece claro es que el Lugo necesitará mostrarse sólido si quiere contrarrestar la soberbia calidad de Aleñá, Arnáiz, Ruiz de Galarreta y compañía. Se enfrenta dos de los equipos más jóvenes de la categoría, pero los albivermellos tienen una ligera ventaja en cuanto a experiencia, una ventaja de la que también deberían sacar provecho, ya que este es uno de los puntos más endebles del conjunto barcelonista.

En el caso del Lugo, no han entrado en la convocatoria los defensas Serge Leuko y Vasyl Kravets, los mediocentros Carlos Pita y Sergio Gil (lesionados), el mediapunta Sergio Díaz, el extremo Adriá Carmona ni el delantero Mario Barco. En cambio, sí ha sido convocado el centrocampista del filial Luis Díaz, a fin de reforzar una medular excesivamente castigada por las lesiones.

Alineación probable: Juan Carlos; Campabadal, Bernardo, Ignasi Miquel, Luis Ruiz; Seoane, Azeez; Iriome, Campillo, Fede Vico; Fydriszewski.

Foto: Los otros 18.

Comparte:

Deja un comentario