EntrevistasExtramuros

Extramuros IV. Samuel Galindo

por Xabier Piñeiro Neira 12 mayo, 2016

El histórico ascenso del CD Lugo a Segunda División en 2012 trajo un fervoroso movimiento de fichas. La dirección técnica intentó configurar un conjunto de perfiles diversos. Rebuscó en el mercado nacional pero también llamó a la puerta del extranjero. Así fue como llegó el exótico Samuel Galindo (Santa Cruz de la Sierra, 1992), un joven centrocampista boliviano que fue cedido por, nada más y nada menos, que el Arsenal. “Wenger tomó la decisión de ficharme”, recuerda.

Como tantas promesas, no logró prosperar. Por motivos personales, decidió regresar a su tierra en el mercado invernal, tras completar una primera vuelta a las órdenes de Quique Setién en la que apenas jugó 100 minutos. Con todo, recuerda con cariño su paso por el Lugo. “Lo mejor era su afición”, afirma un futbolista cuyo mejor aliado en el vestuario rojiblanco fue Gerardo Berodia. Ambos se marcharon al Jorge Wilstermann. Hoy, tras muchos viajes de ida y vuelta entre Reino Unido y Sudamérica, Galindo parece haber encontrado su sitio en el boliviano Petrolero de Yacuiba. Su renacer le ha permitido ser preseleccionado por la selección de su país para la Copa América, que ansía disputar.

Pregunta – ¿Cómo se define Samuel Galindo como jugador de fútbol?

Samuel Galindo – Soy técnico e inteligente. Sé como suplir sus limitaciones físicas para rendir en un alto nivel. Siempre me ha gustado el estilo de Riquelme, jugador de características parecidas a las mías.

P – Con 17 años, tras destacar en el Sudamericano de Chile, recibes ofertas para probar con clubes ingleses, y acabas firmando por Arsenal. ¿Cómo viviste aquella oportunidad?

R – La verdad es que yo aterricé en la ciudad de Liverpool, en el Everton. Con casi todo arreglado, tras un par de semanas entrenando allí ellos tuvieron dudas sobre mi futuro. Recibo entonces una invitación para hacer una prueba en el Arsenal, después de entrenar 4 días con el primer equipo del Arsenal, Arsène Wenger toma la decisión de ficharme para el club.

GALINDO

Galindo nunca logró encontrar su sitio en las categorías inferiores de Arsenal | foto: Arsenal.

P – Todo un mito del fútbol. ¿Cómo fue tu relación con él? ¿Recuerdas a algún compañero que te impresionara?

R – Lo que más recuerdo son las condiciones de trabajo que te ofrece el club: instalaciones, alimentación, estudios… Lo tienen todo muy bien montado para poder trabajar al máximo. Mi relación con Wenger siempre fue mínima por el tema de idiomas, pero él tiene mucho tacto con sus jugadores y sabe cómo llevar un grupo lleno de figuras. Cuando yo llegué al club me impresionaron todos, pero sin duda al que admiré más fue a Robin van Persie, un jugador de otro nivel, como pocos.

P – Llegan entonces tus cesiones a clubes españoles…

R – Me adapté rápido a la UD Salamanca, pero una fractura de peroné me frenó en seco y me perdí casi toda la temporada, luego voy al Nàstic de Tarragona donde acabo adquiriendo mucha más experiencia.

P – Tras esas experiencias aparece el CD Lugo en el horizonte, un club modesto que acaba de ascender.

R – A pesar de existir unos preacuerdos entre el Lugo y el Arsenal, el míster Quique Setién me pide un par de semanas a prueba. Tras convencerle, se confirma la cesión.

nastic galindo

Tras una experiencia en el Salamanca, Galindo probó suerte en el Nàstic | Foto: Marca. 

P – ¿Cómo era tu vida en Lugo?

R – Lo que más recuerdo de la ciudad es la preciosa Muralla, obviamente. Mi vida era bastante simple y sencilla. Además de los entrenamientos, aprovechaba para conocer la región. Pasábamos el rato con los compis quedando para salir a comer o cenar, dar unas vueltas por la ciudad, pero siempre acabábamos en Las londras (sic.) Un buen lugar…

P – ¿Cómo recuerdas a tus compañeros en el Lugo? ¿Mantienes relación con ellos?

R – Era un gran grupo en aquel momento: mucha garra, humildad y sacrificio. Muy buenos compañeros dentro y fuera de la cancha. Aún mantengo comunicación con Bero. La experiencia que él tuvo jugando en Bolivia acabó fortaleciendo nuestra amistad.

P – ¿Cuál fue tu mejor momento como jugador del CD Lugo?

R – Lo que recuerdo con más cariño es cómo vive la gente el fútbol en la ciudad. Con pasión y empuje. Lo mejor del equipo.

P – ¿Cómo viviste la noticia de que en enero dejabas Lugo para volver al Arsenal?

R – Fue una decisión personal la que me llevó de vuelta a Bolivia. Me costó mucho tomarla, porque no quería dejar el equipo y el viejo continente. Y visto lo visto, a esas alturas ya estaba todo el equipo consolidado, yo como jugador profesional necesitaba saciar mis ganas de competir y practicar mi fútbol. Desde luego que sí me hubiese encantado poder continuar en Lugo, tener más minutos y demostrar mi valía. Me sentía a gusto allí.

Galindo, con la elástica del CD Lugo 

GALINDO CD LUGO

Galindo, con la elástica del Lugo.

 

P – A tu regreso a casa recalas en el Jorge Wilstermann, uno de los equipos más fuertes de Bolivia, y allí coincides con el Mago Gerardo Berodia, otro exjugador del Lugo. ¿Cómo recuerdas esa temporada?

R – Bero tuvo mucho que ver en mi fichaje por el Wilstermann. Él me convenció para que optara por el club aviador. En síntesis, fue una muy buena mitad de año, en el que estuvimos cerca de clasificarnos para una copa internacional como es la Libertadores de América.

P – Y entonces llegaron los años difíciles. En Londres no puedes jugar por problemas con el transfer, te vas a Oriente Petrolero, pasas por la Portuguesa de Brasil… Incluso haces una prueba con el Colorado Rapids de Estados Unidos. ¿Cómo viviste esos años?

R – Llegaron los años donde por cláusulas de contrato el Arsenal ya no me podía ceder. O era trasferencia o rescindir contrato, y al no llegar en un acuerdo entre ambas partes para rescindir quedo en stand by durante dos años, los cuales aproveché para ir entrenando con dichos clubes y estar con la familia.

SAMUEL GALINDO

Galindo, en un partido con Bolivia, ante Leo Messi | Foto: Diez. 

P – Y ahora parece que por fin encontraste estabilidad en el Petrolero de Yacuiba. ¿Cómo te va actualmente? Acabas de ser convocado para la lista previa de Bolivia para la Copa América 2016. ¿Esperas poder representar a tu país en el torneo?

R – Petrolero me abrió las puertas para volver nuevamente al fútbol. Estoy muy agradecido con el club y de hecho he aprovechado al máximo esta oportunidad que se me ha brindado. Estoy muy entusiasmado de poder formar parte de la lista de la selección de mi país para así poder jugar mi primera Copa América. Quisiera disfrutar de partidos con los grandes de Sudamérica.

P – ¿Y qué planes de futuro tienes en mente? ¿Te gustaría volver a jugar en Europa?

R – De momento, prepararme al máximo para la Copa América. Siempre trabajo con la mentalidad de poder volver a jugar en Europa, siento que tengo las condiciones para poder tomarme una revancha ya sea en la liga española u otra competición europea. Me siento preparado, con mucho rodaje y mucha más experiencia.

Muchísimas gracias por el cariño y los deseos, ha sido un placer poder compartir con todos ustedes mis experiencias, les mando un fuerte abrazo con mucho cariño a todos los integrantes de Lugoslavia, que desempeñan un excelente trabajo, y a todos los lucenses.

Comparte:

Deja un comentario